Calidad basada en los valores de la empresa familiar

Calidad basada en los valores de la empresa familiar

marzo 18, 2016 Desactivado Por inqualitas
AltEl pasado día 25 de febrero la jornada “La empresa familiar excelente: Sintonía entre propiedad y…

Emilia Giró
Emilia Giró Claramunt ha cursado Dirección de Marketing y Publicidad 1992-1995 ESIC (Business&Marketing School), Especialización Creatividad Estratégica Prof. Toni Planells 1997 y Creatécnia y Marketing Digital actualización 2013 ESIC (Business&Marketing School). Ha recibido el 1er Premio 2005 -Mujer y Publicidad. Mª Aurèlia Capmany- Ayuntamiento de Barcelona, por el proyecto “La Transgresión de Paula”, por el que ha recibido también el 2º Premio 2007 – Mejor Acción de Relaciones Públicas Sociales en los Premios Publifestival (Festival Internacional de Publicidad Social). Después de trabajar para diferentes agencias y cuentas publicitarias como creativa de publicidad, funda en el año 1996 la notoria agencia de publicidad La Gemege Creativitat Vertical S.L, realizando campañas para diferentes clientes como Antonio Puig, Novasoft, Sa Residència, Barcelona Activa, etc. En la actualidad para atender las necesidades de sus clientes ha abierto su marca a nuevos horizontes creando La Gemege-Comunicación Meditada.

Jornada ABE dedicada a La Empresa Familiar Excelente

Buceando en la empresa familiar

El pasado día 25 de febrero la jornada “La empresa familiar excelente: Sintonía entre propiedad y gestión” nos propuso una inmersión en las visiones de la propiedad y el directivo, buceando en el encuentro de fórmulas para la mejor sintonía entre las dos partes y en la importancia de los valores para conseguirlo.

Organizada por el Club Alumni de ETSEIB (L’Escola Tècnica Superior d’Enginyeria Industrial de Barcelona) y ABE (Asociación para la Búsqueda de la Excelencia), los asistentes escuchamos un despliegue de vivencias e ideas que pueden hacer más fácil el entendimiento.

alt

El acto, que fue moderado por Santi Tarín, promotor de ABE que presentó a los ponentes como “amigos que han aceptado hablar sobre la empresa familiar”, se inició ameno con la ponencia realista y seductora del Profesor Tàpies, continuó sorprendente y provechoso con la ponencia y doble personalidad empresarial de Josep Bartomeu, el Presidente del FC Barcelona, que es también Consejero Delegado de Adelte, la empresa de la cual es tercera generación, y se cerró firme con la concreción de las necesidades del directivo relatadas por el Director General de Simon Holding, Luis Lopezbarrena.

Antes de dar paso a los ponentes, Santi Tarín, definió que es la persona ABE, que para la asociación es «la que propaga que la excelencia está basada en valores”, puntualizando la importancia, en este sentido, de la formación y la comunicación, exponiendo luego el motivo de la Jornada haciendo hincapié en uno de los objetivos principales que se pretendía para el objetivo de la jornada: “La visión de lo que espera el propietario y la visión de lo que espera el directivo”.

La entrega de confianza al directivo

Tomó la palabra en primer lugar el profesor Josep Tàpies, titular de la Cátedra Empresa Familiar de IESE, quien de forma rápida y amena realizó un resumen de la historia de la empresa familiar donde a mediados del siglo XX apareció el directivo y la propiedad fue separada de la gestión. Negó que la empresa familiar fuera algo antiguo y revindicó sus ventajas centradas en los valores pues «a la siguiente generación pasa algo más que un negocio, transcienden también los valores» puntualizando que «lo que hay de diferente en la empresa familiar son las emociones».

alt

Para Tàpies es imprescindible separar propiedad de gestión y diferenciar entre «propiedad» y «posesión», teniendo muy claro que «ni la empresa ni los trabajadores son nuestros, nuestras son sólo las acciones» y por este motivo piensa que se han de crear mecanismos de gestión del poder, entregando a los directivos no familiares la confianza para que ellos entreguen a su vez «lealtad que no es lo mismo que la fidelidad».

Para el Profesor Tapies hemos de tener muy en cuenta de que «estamos en el mundo de las emociones porque estamos en el mundo de las personas».

Dos empresas familiares similares

La siguiente intervención la realizó Josep Bartomeu que estableció una total similitud entre su empresa familiar Adelte, de ingeniería innovadora, de la que es Consejero Delegado y el Fútbol Club Barcelona de la que es su Presidente y al que define también como empresa familiar por sus 38.000 familias que agrupan 140.000 socios.

alt

Para él estas dos empresas en las que está al frente son similares, pues las dos son de origen catalán, compiten en sectores muy competitivos y tienen su gestión basada en la búsqueda de talento. Define así su visión conjunta sobre estas dos empresas y sus necesidades de sintonía: «En las dos empresas es muy importante que el trabajo que hagan los directivos esté dirigido a lo que la propiedad necesita y tener un marco idóneo para poder trabajar en las mejores condiciones». Respecto a los valores cree que «en la empresa familiar los valores se crean, se forman y se transmiten de generación en generación».

Al hilo del tema de la lealtad que relataba el profesor Tàpies, describe también la importancia de la confianza que se ha de dar al directivo: «La propiedad ha de dar confianza al directivo para que se sienta seguro, definiendo unas guías claras y estableciendo planes estratégicos que detallen como ha de ser la evolución».

Cierra su intervención aconsejando a las empresas familiares que realicen un protocolo entre familiares y ejecutivos cuando la familia ha de intervenir y apunta: «Este protocolo lo han de conocer todos los que forman parte de la empresa”.

La visión del directivo

Desde el punto de vista del directivo contratado interviene en tercer lugar Luís Lopezbarrena, Director General de Simon Holding, empresa familiar de 4ª generación que cumple este año sus primeros 100 años de vida y en la que existe, según relata su director, una gran implicación de la familia que define su visión sobre su empresa de la siguiente forma: «Nosotros no heredamos la empresa sino que la tomamos prestada de la generación anterior. Somos una etapa, una parte del camino, por esto hemos de dejar preparada la empresa para que la siguiente generación la continúe».

alt

Para Lopezbarrena la empresa familiar necesita «un campo de juego» donde el directivo tenga las reglas muy claras y también cómo será la continuación de las mismas. Por otra parte el ejecutivo «ha de estar de acuerdo con estas reglas de juego y la familia ha de respetar que si se han delegado unas decisiones se han de cumplir», pues «si se realiza todo de esta forma la empresa familiar es imbatible».

Para él existe otro punto importante que es «el orgullo de la propiedad que con el paso de los años puede ir menguando o diluirse, y este orgullo es importante porque transciende a la organización». Respecto a los valores «han de ser intrínsecos de la familia y o se comparten o son difíciles de realizar».

Coloquio

Al final cuando se abrió el coloquio al auditorio los ponentes tuvieron que manifestarse más en su versión de consultores pues las preguntas se notaban surgidas de experiencias reales dentro de las empresas familiares. Bartomeu aconsejaba “comunicar” y “hablar” con el directivo y «sobre todo escoger gestores con los mismos valores de la empresa» y ante la expectante atención del auditorio explicó la experiencia de gestión dentro del FC Barcelona, «el cual se ha de gestionar hacia arriba y hacia abajo y lo más complejo es hacerlo hacia arriba».

Respecto a los valores Tàpies cito a Platón: «Como decía Platón los valores se han de transmitir por contagio” y Lopezbarrena dictó: “Los valores hay que programarlos».

Más información:
www.abexcelencia.org